mayo 4, 2009

Fragmentos de historia texicana: El Porfiriato

Posted in Fragmentos de Historia Texicana tagged , a 7:16 pm por Juan Trancos Garcia

Al terminar la Segunda guerra del Norte, México recuperó sus antiguos territorios. Los Estados Confederados de América (ECA) firmaron el tratado del Río Nueces, en el que la soberanía  de Texas, Nuevo México, Arizona y Alta California regresaban a México y se fijaban las fronteras con el territorio indio de Oclajom, el Estado de Nueva Orleans y el Oblast ruso de Aliaska.

hpim1743

El presidente Escobedo firma el Tratado del Río Nueces con el general Melville. (Santiago Rebull)

Después de la muerte de la facción liberal en la guerra de Reformación y el Segundo Imperio, las hostilidades con Francia y los ECA cesaron. El presidente Mariano Escobedo, de la facción de los moderados, perdió las elecciones para su tercer periodo. En el que ganó la facción conservadora del General Profirío Diaz  y su vicepresidente Manuel Mejía, que proponía la reelección y el regreso al imperio. En su primer año de gobierno, el general Porfirio Díaz se hizo coronar el la catedral Metropolitana, como tercer emperador de los mexicanos. Durante su gobierno la facción moderada negoció una coalición con los conservadores en el Parlamento; sin embargo, perdió el registro en las siguientes elecciones del Parlamento.

            En los aspectos socioeconómicos, el Sacro Imperio Porfiriano se basó en el sistema de nobleza hacendaria, cuyos terratenientes tenían el titulo de Caballeros Charros. Se conservaron los títulos nobiliarios de los primeros imperios  y se añadieron las intendencias y marquesados de Alta California y Tejas. El sistema hacendario impulso la restauración económica y exportación de oro y plata. Así también a mediados del reinado de Don Profirio I,  se descubrió petróleo en la costa de Veracruz y del Gran Yucatán.

hpim1745

Vida en las haciendas mexicanas (Julio Ruelas)

El Porfiriato fue un periodo de relativa paz en el que se impulso la administración central sobre el federalismo y  en el que el Parlamento no exigió sus prerrogativas habituales. Las relaciones con Oriente aumentaron: los principales exportadores industriales se volvieron Catay y el Imperio otomano hasta principios del siglo XX, cuando los ECA impulsaron un desarrollo industrial gigantesco basado en la esclavitud.

hpim1763

Don Porfirio I, Emperador de México, Filipinas y el Caribe (Archivo Porfirio Díaz)

Sin embargo,  en 1906, La Republica Maya del Guatemala declaró la guerra a México tratando de anexar el Gran Yucatán. El Emperador dirigió una flota que arrasó con San Pedro Sula,  la capital del país del sur, que fue el fin de las hostilidades. Por otra parte, en los territorios del norte existía un gran descontento político por la falta de representación en el imperio y la declaración de independencia del estado Yaqui. Los industriales y nobles Bernardo Reyes y Francisco I (primero) Madero, colgaron 99 quejas contra el imperio en la Catedral Metropolitana, hecho que inició la Revolución Republicana Mexicana. 

Fuente: Historia Máxima del México